I Wanna be a Blogstar

martes, septiembre 27, 2005

Y volvemos a comenzar



Último tramo, último esfuerzo, último de todo al referirnos al colegio, y aunque es fácil imaginar que al ser así cuesta menos, definitivamente no lo es. Al saber que me quedan las últimas pruebas, me da una lata inmensa, no quiero estudiar más cosas que simplemente no me interesan, no quiero! Sé que no cuesta nada, pero en serio siento algo que me pesa
y hace que tenga mucha lata, me da hasta sueño pensar es lo que viene, no quiero dar más ensayos. Quiero que se acabe, dar la psu and cya! Es en lo primero que pienso, pero claro esta que igual me da lata dejar el colegio por lo porofes en especial, pero bueno... se sabía que esto llegaría y no hay más que hacer. Ellos nos dieron las armas y ya es hora de que las sepamos usar.

Hoy tuve ensayos del intituto nacional, lenguaje (nunca se sabe), ciencias (sin comentarios). Ahora tengo clases de matematicas, por lo menos tengo el consuelo de que después de eso, iré a los martes cinematográficos en el teatro a ver una pelicula que tanto he esperado: "Return" sisisi, por lo menos eso me incentiva a pararme de aquí e ir a las clases... estoy aburrida y esto tambiém. Proemto que el próximo post será más entrete. Por ahora me justifico con unas fotos.







cChHaAoO

jueves, septiembre 22, 2005

Sandía


Se viene luego la época de la sandía...quizá no tan luego pero yo quiero pensar que sí. Porque lo que es a mí... me encanta muchisisisisismooo!!!! Un buen mordisco, que aunque venga con más de una pepa ( no se las coman sino sale un árbol de sandía en la pansa) abundante en rico jugoo...uffff se me hizo agua la boca.


miércoles, septiembre 14, 2005

La decisión está tomada



No existe algún discurso plagado de emotividad, no hay palabras ni manera alguna de describir lo que ha significado esta semana para mí. Me atrevería decir que hace mucho tiempo no me sentía tan feliz. Sé que están ansiosos de que vaya al grano, pero esto amerita su introducción.

La decisión está tomada, recuerdo un post anterior, en el cual contaba mi vida y la de mis amigos, una historia tomada desde el futuro, a la cual le dí tiempo presente. Y comenzaba así: " Hola, mi nombre es María José soy ingeniero civil en teleinformación y estoy en tercer año de cine" (http://businessclub.blogspot.com/2005_06_01_businessclub_archive.html)
Fue hace un par de meses, en que pensaba de esa manera, y estaba completamente mentalizada, en cumplir el sueño tanto de mi familia como mío: ir a la universidad a estudiar dicha carrera, y si fuera poco el orgullo más grande, haber entrado becada por handball. Pero todo en la vida cambia, y no por arte de magia sino porque uno mismo las hace variar. Y en mi vida pasó, dio un giro que hace mucho debió dar pero simplemente no me quería dar cuenta, estaba cegada por voces exteriores que en mayor de los casos se oyen con mayor fuerza que las que tenemos en nuestro in
terior.

Un Ingeniero quizá nunca escribiría las tonteras que yo escribo acá, después de mucho darle vuelta al asunto, de retomar mi vida y tratar de observarla del exterior ( aunque sea imposible) me dí cuenta de algo: estaba siendo inconsecuente con ustedes que leen esto y sobre todo conmigo, puesto que creo más de una vez haber mencionado mi gran interés por mejorar el mundo -no cambiarlo- sino mejorarlo (son cosas distintas, con no botar un papel en la calle quizá no puedo limpiar el mundo pero si puedo ayudar a que esté menos sucio), y estudiando ingeniería sabiendo que no es mi vocación terminaría siendo una mala profesional, que en vez de ayudar a que el lugar en que vivo sea mejor, lo voy a empeorar. Se dan cuenta de la magnitud de mi inconsecuencia, durante mucho tiempo me tuve engañada, pero más vale tarde que nunca -dicen las malas lenguas-

Tengo 17 años y la verdad.... es que no creo que sea tarde:

¡YO QUIERO ESTUDIAR COMUNICACIONES!

No quiero entrar en detalles -más aún- de lo que fue tomar esta decisión, pero fue muy difícil, por lo que implica este cambio tan rotundo, hay mucha gente detrás que hay que darle explicaciones, que no basta con ser elocuente al referirme de pasión, de sentimientos, de estremecimiento... simplemente no es válido, porque no sienten ni ven las cosas como yo las veo, no les puedo exigir que m entiendan, pero si les puedo exigir apoyo y fe en las cosas que estaré pronto por hacer.

Esa es mi realidad, la verdad es que la decisión sobre la carrera no es porque quiera trabajar en la tele ni nada de eso, sino que yo quiero dedicarme al cine, pero para que me voy a limitar en un campo tan pobre (aún) cuando el comunicador audiovisual está apto para ese tipo de proyecto y demasíes.

Me siento feliz, me siento bien... no sé como expresarlo, es como cuando vas al supermercado y llevas una bolsa ultramegaarchi pesada y cuando la sueltas sientes un alivio, satisfacción. Es similar solo que hablamos de emociones, las cuales cuando se convierten en una constante angustia, pesa infinitamente más que una bolsa de supermercado. Tengo ganas de vivir, antes era amante de los días con lluvia ahora soy amante del sol, de su tonalidad y vitalidad. Así son los giros que da la vida y que la mayor de las veces se dirigen hacia un bien, pero depende de nosotros, sino quién? Solo hay que atreverse, hay que jugárselas, hay que luchar por nuestros ideales, los cuales son utópicos de cumplir, pero los sueños no, puesto que son realizables, acercando así nuestros ideales cada vez más en esta sociedad.

De ante mano muchas gracias a las personas que me ayudaron a tomar esta
decisión tan importante para mí y que sin dudar su apoyo e indudablemente esa fe que tienen en mí, en que llegaré lejos hace que tenga más razones por ir en busca de lo que quiero ( recuerden que de sentimientos vive el ser humano).

De todo corazón, Gracias: Miss Maca, Miss Mónica, Miss María Elena, Cona, Andrei, My dear Popa ( te adoro ) por su apoyo... en serio.

Os quiero

( Aunque a muchos no les caiga muy bien una de las profes que están, omitan comentarios, porque a mi me cae bien ha sido buena persona conmigo )

miércoles, septiembre 07, 2005

Vois Sur Ton Chemin



Ayer tenía ganas de vivir, hoy no. Ayer ya casi todo se tornaba blanco, hoy casi ya no puedo ver. Estoy harta de que este tipo de días estén siendo cada vez mas seguido en mi vida. A veces me siento la persona más feliz del mundo y quiero seguir así para siempre, pero algo o alguien generalmente revierte la situación. Muchas miradas de ángeles se tornan diabólicas y eso me asusta. Un sin fín de frustraciones dan inicio a una serie de cuestionamientos. Y al no encontrarle respuesta la angustia brota hasta el infinito. Rompiendo así cercanías, alejándome denuevo...se acabó....todo denuevo...again.

El tema siempre es el mismo, y aunque quiera engañarme, siempre está. Miradas de esperanzas, de ilusión y confianza temen ser tiradas al vacío por un descuido, por no correr como lo hacía antes. Por luchar por lo que quiero pero no como en los viejos tiempo...tal vez no sea eso tampoco.

Este último tiempo me he vuelto adicta a los 5 minutos de pop diarios ( a veces es más...hay que decirlo). El pop evidentemente formó parte fundamental en mi vida, con un posterior rechazo a éste mismo. Pero ahora entiendo que Backstreet Boys, Five, Britney Spears, No Doubt, S club 7...Cachureos, pin pon, topollillo, Xuxa formaron parte de mi vida en una etapa fundamental: La Niñez. Quizá por eso a muchos nos ha dado por recordarlos de manera excesiva y entretenida, asimismo brotando buenos recuerdos, brotando nostalgia...en fin. Son cosas que evidentemente quedaron hace mucho atrás, pero que recién ahora nos damos cuenta que daríamos lo que fuera por volver a vivir esos tiempos de felicidad por 24 horas al día. Ese es uno de los beneficios de esa etapa: el pack que lleva incluido "ser feliz las 24 hrs.". Y ahora que nos encontramos tan cerca de finalizar un ciclo, el cual muchas veces lo aborrecemos...ahora simplemente lo adoramos. Creo que esa es la causal de que nuestras conversaciones estén constituidas mayormente por el pasado. Porque queda poco tiempo y la ansiedad por recordarlo todo sin que se nos escape algún momento memorable es totalmente evidente.

Es justo y necesario dejar en claro que el hecho de salir del colegio -nos dé tanta pena- es por que el colegio no se asimila a ningún otro -por lo menos de la zona- (digo eso porque muchos no deben entender). El Colegio Arturo Prat Chacón está compuesto aproximadamente por 300 personas, lo que conlleva a que nos conozcamos casi todos. Es una especie de "familia" en la cual los alumnos y profesores son mucho más que lo que denota el calificativo. Por ejemplo el profesor nunca deja de serlo, pero también es una amigo al cual nunca se le pierde el respeto. Existe un equilibrio, en las clases se enojan cuando deben y se caracterizan por la buena disposición. En mi caso, si yo no entiendo algo de un ramo y le pido a un profe que me lo enseñe en el recreo, sin duda lo va hacer aunque pierda el recreo que tenía para desayunar o almorzar. No todos son así pero la gran mayoría, porque sin duda tienen algo que en este tiempo a muy pocos les queda: "vocación". Esto es algo que no se enseña, sino que es algo que se lleva y que se desarrolla mediante el tiempo y depende de cada persona darse cuenta que también la lleva adentro.

Cada profesor es un personaje, a veces pienso que varios de ellos se han vuelto locos, pero eso lo demuestra la pasión que expresan cuando enseñan. Por ejemplo el de física(tito), química(checho) y los matemáticos claro. Estas personas cada vez que se paran delante de alumnos nos hacen sentir admiración. Es imposible dudar de uno de ellos, es imposible que alguien los vea como malos profes, y atreverse a decir que no saben nada...sería un pecado.

Quizá no podría nunca dejar de hablar de ellos y de muchos otros, pero caracterizarlo con mayor detalle a cada uno, lo dejaremos más a fin de año. Esto esta terminando pero no todavía...no yet...no yey.